Atlas del Conurbano bonaerense

Unamuno

En todos los vecinos entrevistados la construcción de la vivienda fue sin contratación de mano de obra, sino que fueron ellos mismos con la ayuda de amigos que, de a poco, fueron levantando paredes y techos.

Asimismo el objetivo de lograr que sus viviendas progresen no les resultó un camino fácil, varios de los entrevistados en profundidad son coincidentes en señalar que las obras de mejoramiento realizadas en sus casas, se realizan a un ritmo lento con compras parciales de materiales y que aún no están concluidas. Se han podido relevar testimonios que dan cuenta de la imposibilidad de concluir trabajos iniciados.

??nosotros siempre trabajamos, mi marido trabaja, yo trabajo, empezamos a ahorrar esa plata, decir bueno, trabajamos un poco ms, ahorramos, y empezamos a construir, hicimos un prstamo, me prest mi mam, mi hermano, hicimos un prstamo, yo ya me mud en esta casa as, como ya armado? la construimos nosotros, venamos? pero yo no viva todava ac, venamos del alquiler todos los das, hacamos la casa nosotros, construamos nosotros, mi marido en el momento poda con sus amigos, levantbamos la pared, el amigo de mi marido le ayudaba a levantar, no pagamos la obra, gracias a Dios, eran todos amistades, y lo que compramos fue materiales.? (Vecino 143)
?S, porque despus de conseguir un pedazo de terreno para vivir no quiere perder as como as noms.? (Vecino 141)
En cuanto al acceso a las viviendas, la construcción o la refacción de las mismas, algunos de los entrevistados en el barrio Libre Amanecer, manifiestan haber recibido ayuda de amigos. La mayoría de los entrevistados tuvo que construir su vivienda desde cero, lo cual realizaron a un ritmo lento. Algunos entrevistados refieren que fueron construyendo su casa con materiales que encontraban por la calle o mismo dentro de la zona del barrio, como maderas y ladrillo. Aquellos que compraban materiales para la construcción declaran que los ayudaban con préstamos de dineros los familiares y amigos. En el caso de los que vivían alquilando en otro lugar, para poder mudarse al barrio comenzaron a construir su casa y cuando tenían una parte lista se mudaban, de forma de poder utilizar la plata que antes era para el alquiler para poder comprar materiales e ir construyendo la vivienda. Se destaca uno de los entrevistados quien refiere la importancia de tener un terreno donde vivir, que no lo quieren perder y lo defienden.

En el barrio Soledad, los entrevistados concuerdan en señalar también, que han ido construyendo de apoco sus viviendas, en dos ocasiones accedieron a una casita que fueron mejorando, en los otros casos a terrenos en los cuales?Cuando termin de comprar ladrillos, que me llev un ao comprar ladrillos, un ao, no sabes lo que era, pero termin una, tenamos un vecino que se llamaba Manuel ac, un peruano, muy bueno, muy buena gente, yo le deca ?Manu, yo no te puedo pagar, pero s te voy a lavar tu ropa, te limpio tu casa?, ?no, no te hagas problema? yo te voy a ayudar?, entonces el hombre agradecido, yo iba, le lavaba la ropa, le limpiaba, me pasaba la ropa, yo se la lavaba, y l vena y lo levantaba de a poco, porque como estaba los fines de semana nomas l, viste, un domingo?? (Vecino 151). en un principio instalaron chapas, y de apoco fueron construyendo casas de material. Una vez más se recabaron testimonios que indican que lograr que sus viviendas progresen no les fue sencillo, y es una tarea que aún no está finalizada.

Acá también, la construcción de la vivienda fue sin contratación formal de mano de obra. Como ejemplo, cabe mencionar un testimonio que relata el intercambió de mano de obra para la construcción por lavado de ropa y limpieza de la vivienda.

?mi marido pidi en el trabajo que le presten, y a l le descontaban del sueldo, le dijo que bamos a hacer? porque haca mucho fro? Lo compr, 6 mil, y barato me vendieron, 6 mil? Uno era pariente y el otro nos dio los 3, un amigo me prest los 3 y 3 me prest un pariente?. (Vecino 132)De acuerdo a los testimonios de los vecinos de 17 de Marzo, también fue un proceso gradual la evolución de sus casas, que en la actualidad, no se da por concluido. En este caso en particular, señalan que partieron de palos, tirantes de madera y lonas con las que contaban.

En cuanto al origen del dinero para el acceso a la vivienda, algunos vecinos refieren que pidieron préstamos a familiares y patrones, otro vecino expresa que lo solicitó en una entidad financiera privada (banco) y en muchos casos, ellos mismos llevaron adelante la construcción, aunque también se relevaron referencias que dan cuenta de la contratación de algún vecino o familiar para ese fin. Otros testimonios relatan haber recibido donaciones de materiales, de parte de familiares y conocidos, así como de patrones.

?[Lo ayud alguien?] S, trabajbamos, con la que era mi seora, ella, que era mi seora, trabajbamos los dos?. (Vecino 131)Además de los préstamos en dinero recibidos, los habitantes recurrieron a los propios ingresos generados a partir de sus actividades laborales, los cuales eran destinados -prácticamente por entero- al proceso de producción de la vivienda.

En el caso de los vecinos que no participaron de la toma sino que compraron los terrenos en el barrio, demoraron en promedio unos tres años desde el momento en que se realizó la compra-venta hasta que pudieron mudarse; tiempo en el que se dedicaron a construir su casa. También hay vecinos, protagonistas de la toma, que transitaron el mismo proceso. Vivieron en la casa de familiares durante los primeros años y recién luego, cuando la construcción mínimamente lo permitía, se mudaron a 17 de Marzo.

??para  hacer eso nos dejamos de comprar muchas cosas, esa parte s, nos medimos esa parte, nada de zapatillas, nada de ropa, nada, nada, todo para material, pagbamos al galpn, viste, separbamos ladrillos, pagbamos?? (Vecino 132)En muchos casos, la construcción de la vivienda implicó la concentración de esfuerzos económicos sostenidos y la privación de otro tipo de gastos durante lapsos de tiempo muy prolongados.

En los contados casos en que los habitantes consideran que su vivienda está “terminada”, refieren a que el proceso de construcción se inició poco después de la toma (2009) y concluyó hace aproximadamente un año atrás (2014).

?los movimientos, la comodidad que nosotros tenemos, una es eso, nosotros estbamos all y la comodidad no era buena, nosotros tenamos dos piezas, tenamos una pieza de 4x4 y una de 3x3, y ac es mucho ms cmodo, yo ac yo tengo una pieza, un dormitorio para m de 4x3, mi nena tiene una pieza para ella de 3x2, es grande para ella, tengo mi propio bao, yo all en el bao aquel tenamos que turnarnos para entrar, imagnese cmo est ella hoy y yo tambin?. (Vecino 130)

Si asimismo observamos cuáles son los cambios más significativos y que destacan los habitantes respecto de su actual vivienda en 17 de Marzo, se evidencia la valoración de mayor división de ambientes al interior de las viviendas (disponibilidad de más habitaciones) y el contar con un baño propio, aunque estas condiciones aún están pendientes para varias familias.

?yo quiero cerrar para tener una habitacin cada uno los chicos, porque vivimos todos as amontonados? (Vecino 133)
?Tres aos estuve con chapas, cinco aos tengo viviendo ac, y tres aos estuve con chapas y hace dos aos creo lo hice? dos o un ao y medio? (Vecino 132)
??le falta la losa, todo? tengo una pieza nada ms terminada? (Vecino 134).

A su vez, respecto de las características de las viviendas quedan muchos aspectos pendientes a resolver para gran cantidad de hogares, particularmente en lo que refiere a la división de ambientes y la calidad de los materiales.

Cómo señalamos antes en este mismo informe, el parque construido de los tres barrios estudiados, suma 635 viviendas y sigue una distribución que encabeza el barrio Soledad, con 272 viviendas, Libre Amanecer con 222 y en tercer lugar Barrio 17 de Marzo con 140.

Gráfico 1: Viviendas en barrios: Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según presencia de canilla para la provisión de agua (en porcentaje).

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015. Base 635 casos

Menos de la mitad de las viviendas (295) poseen canillas para la provisión de agua en su interior. El resto se distribuye en porcentajes similares, entre las viviendas que no tienen canilla 28,5% (181viviendas) y las que sólo poseen una canilla externa pero dentro del terreno 25%.

Gráfico  2: Viviendas en barrios: Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según presencia de baño y tipo de uso exclusivo o compartido (en porcentaje)

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015: Base: 635 casos

En cuanto a las condiciones sanitarias se desprende de la encuesta aplicada que 7 viviendas no poseen baño y 31 lo comparten, el resto de los hogares que respondieron ante la consulta un poco más del 93,2% (592), declararon hacer uso exclusivo del baño.

Gráfico 3: Viviendas en barrios Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo que poseen baño según ubicación del mismo (en porcentaje)

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015. Base 627 casos.

Los porcentajes cambian frente a la pregunta acerca de la ubicación del local utilizado como baño. En este caso el 21,8% (137) de las viviendas en las que se constataron la presencia de tales locales, éstos se encuentran dentro del terreno pero fuera del espacio interior de la vivienda. Para el 77,2% (484) en cambio, el baño está disponible puertas adentro. Del total de viviendas con presencia de baño, sólo no se obtuvieron respuestas para 6 de ellas.

Gráfico 4: Viviendas en barrios Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo que poseen baño según presencia de inodoro o retrete con descarga de agua para limpieza (en porcentaje).

 

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015. Base 627 casos.

Del total de las viviendas que poseen baño (627) e independientemente de la ubicación del local destinado a ese uso, se observa una ausencia significativa de inodoros o retretes con descarga de agua (depósito y botón, mochila, cadena) para limpieza. Sólo el 53,8% (337) cuentan con este equipamiento, mientras el resto puede contar con inodoro o retrete, pero no con descarga de agua para limpieza.

Gráfico 5: Viviendas en barrios: Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según antigüedad (en porcentaje).

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015. Base 635 casos

La escasa antigüedad del conjunto de las viviendas, da cuenta de la juventud del parque habitacional, y constituye en sí mismo un testimonio del hábitat popular producido durante el período que conceptualizamos como posconvertibilidad. Sólo menos del 20% (122 viviendas) superan los 11 años. El resto tiene hasta 10 años (507 viviendas), y separadas en dos intervalos, i) entre 6 y 10 años y ii) hasta 5 se reparten en porcentajes similares, con una brecha de menos de 3 puntos porcentuales.

Gráfico 6: Viviendas en Barrios: Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según tipos edilicios (en porcentaje).

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015.

Los tres barrios suman 635 viviendas, que agrupadas en categorías conforme su tipo edilicio (casa, departamento, casilla) muestran un claro predominio del tipo casas, sólo el 5,3 % se distribuyen entre las dos categorías restantes. Si bien como señalamos en el primer apartado, se observaron algunas estructuras de hormigón que estarían indicando que la tendencia que seguirá el futuro del desarrollo de los barros, en particular en Libre Amanecer, se inscribirá en la tipología “departamentos”.

Gráfico 7: Viviendas en barrios Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según tipo de vivienda y tipo de casa (en porcentaje).

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015

Siguiendo la clasificación del INDEC, que además de las tipologías anteriores incluye una subdivisión en la categoría “casas” distinguiendo entre las que presentan condiciones de habitabilidad adecuadas a las que denomina “tipo A” y las que presentan condiciones deficitarias a las que denomina “tipo B”, observamos que el parque habitacional de los tres barrios muestra una mayor convergencia en torno a la última categoría, en los tres casos, las casas tipo “B” superan al 53% del total de las viviendas. Cabe señalar que para que estas viviendas logren condiciones de habitabilidad adecuadas, deben ser receptoras de mejoras tales como: i) incorporación de agua por red, ii) de retrete con descarga y iii) piso con material resistente, conforme el tipo de déficit que padezcan. La participación de las viviendas en las categorías departamento, es muy baja, así como en el tipo casillas, excepto en el caso de 17 de Marzo, que tiene casi el 10% de su parque en esta categoría. El resto de las viviendas en porcentajes diferentes (18%, 30,3% y 41,3%) son casas que presentan condiciones de habitabilidad adecuadas y corresponden a los barrios 17 de Marzo, Soledad y Libre Amanecer respectivamente.

Gráfico 8: Viviendas tipo “casas” en barrios Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según cantidad de pisos (en porcentaje).

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015

De las 635 casas identificadas la distribución según cantidad de pisos contabilizados muestra que un poco más del 19% tiene planta baja y un piso, y el grueso 79,6% sólo planta baja. Sobre el 0,8% restante no se obtuvieron datos.

Gráfico 9: Viviendas en barrios: Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según cantidad de cuartos además de cocina y baño

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015. Base 635 casos.

La distribución de viviendas según cantidad de cuartos además de baño y cocina, señala que la mayoría cuenta con uno y dos cuartos. Esto es así para el 34,7% y 35,4% respectivamente del parque habitacional construido. Seguidamente, se ubican las que tienen tres cuartos (15,3%). No se han contabilizado otros cuartos además de baño y cocina para un poco más del 8% de las viviendas y un poco más del 6% tiene más de tres cuartos.

Gráfico 10: Viviendas en barrios: Libre Amanecer, Soledad y 17 de Marzo según calidad de materiales

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015: Base 635 casos

En cuanto a la caracterización del parque construido se realiza siguiendo el indicador CALMAT elaborado por INDEC, que grosso modo facilita la interpretación de la calidad constructiva de la vivienda, distinguiendo principalmente entre la presencia o ausencia de elementos resistentes en todo o alguno de los componentes de la vivienda (piso, paredes [exteriores] y techo); y en la presencia o ausencia de elementos aislantes y terminaciones en alguno o todos sus componentes. De este modo, el CALMAT varía de I a IV según estas dos variables relativas a los componentes mencionados. El CALMAT V agrupa a aquellas viviendas que presentan materiales no resistentes en todos sus componentes.

El Gráfico 10 muestra situaciones diferentes entre los barrios, si bien se produce una mayor convergencia en torno al indicador CALMAT III es decir que un poco más de la mitad del parque habitacional construido si bien presenta materiales resistentes en todos sus componentes, tiene todos sus componentes sin terminación o aislación. Libre Amanecer y Soledad presentan los porcentajes de viviendas más altos en esta categoría. Los porcentajes descienden en torno al CALMAT II que indica que las viviendas tienen todos sus componentes materiales resistentes y sólo presentan carencias respecto del nivel de terminación o aislación en alguno de sus componentes pero no en todos. Casi el 20% de las viviendas de Barrio 17 de Marzo se ubican en esta categoría y un poco más del 51% de las del Barrio Soledad. El CALMAT IV corresponde a las viviendas que presentan algún material no resistente al menos en alguno de sus componentes, aquí crece significativamente la participación del parque habitacional del Libre Amanecer, con el 40% de sus viviendas en correspondencia con este indicador, le sigue el 17 de Marzo con un poco menos del 7% en la misma categoría.

CALMAT I: La vivienda presenta materiales resistentes en todos los componentes e incorpora todos los elementos de aislación y terminación.
CALMAT II: La vivienda presenta materiales resistentes en todos los componentes pero le faltan elementos de aislación o terminación al menos en uno de sus componentes pero no en todos.
CALMAT III: La vivienda presenta materiales resistentes en todos los componentes pero le faltan elementos de aislación o terminación en todos suscomponentes, o bien presenta techos de chapa de metal o fibrocemento u otros sin cielorraso; o paredes de chapa de metal o fibrocemento.
CALMAT IV: La vivienda presenta materiales no resistentes al menos en uno de los componentes pero no en todos.
CALMAT V: La vivienda presenta materiales no resistentes en todos los componentes.

Situación de tenencia

Tabla 1: Hogares según situación de tenencia

Fuente: Elaboración propia en base a datos de la encuesta realizada en barrio Unamuno (Lomas de Zamora). Julio 2015

El 84,4% de los hogares manifiesta ser dueño de su vivienda y terreno, mientras que el 6,5% dice serlo sólo de su vivienda. El porcentaje de los no propietarios se distribuye entre el 5,9% de hogares que son inquilinos o subinquilinos, el 2,2% de los hogares a quienes les prestaron la casa, y un 1% que manifiesta otras situaciones.

Del corpus de entrevistas se desprende que el acceso a la vivienda que habitan está repartido entre quienes reconocen haber realizado una ocupación directa o indirecta a través de un pariente, aquellos que refieren que les han “cedido” personas allegadas a su entorno familiar o am?Y compr el terrenito que lo tuve para all.? (Vecino 141)
??yo empec a venir ac, tomamos, venimos?? (Vecino 143)
?S, este terreno me lo cedi una seora argentina tambin.? (Vecino 144)
igos y quienes declaran que han “comprado” ya sea el terreno o la construcción que había en el lote. Además existen, varias referencias que indican que alquilan las viviendas en las que residen.

Asimismo, algunos de los entrevistados han señalado que en alguna oportunidad se presentaron personas interesadas en adquirir las propiedades.

En relación a la tenencia del terreno, vale decir que al día de hoy, ninguno de los habitantes cuenta con el dominio legal de los mismos.

Con relación a los que se consideran propietarios, podemos indicar que en el barrio Libre Amanecer, los entrevistados refieren que se encontraron que el terreno estaba en malas condiciones, con basura, pozos, y sin nivelar, y que fueron muy de a poco construyendo su casa, de acuerdo a lo que[Tiene contrato de alquiler?] ?No, no tengo. Igual hace cinco aos que estoy ac, desde que me separ con mi ex mujer me vine ac? [Y cmo regulan el alquiler?] S, de palabra.? (Vecino 141) le posibilitaba su situación económica. Una de las entrevistadas menciona que su casa está sin terminar debido a que no tiene dinero para continuar la construcción.

Como particularidad en este barrio puede señalarse un vecino que refiere que alquila la vivienda que habita a un amigo, que se lo alquila “de palabra” y convienen el monto del alquiler.

En Libre Amanecer los vecinos declaran que no tienen documentación que acredite la propiedad de la vivienda. Alguno?Porque supuestamente el muchacho que nos haba acompaado, que iban a hacer esto, hasta llevaron todos los nmeros de documento, nombre completo, porque nosotros si bamos a pagar un poco no tenamos problema.? (Vecino 141)?A nosotros nos hicieron varios censos en el barrio? (Vecino 142)??los de JP, y tenamos un diputado en La Plata que fue lo que meti nuestros papeles all, para que se pueda ms o menos estabilizar, digamos.? (Vecino 138)s de ellos hacen referencia a una acción que se efectuó en la localidad de La Plata unos 4 o 5 años atrás, pero de lo que no tienen ninguna resolución.

Otro de los entrevistados refiere que les han realizado varios censos, incluso en una oportunidad les pidieron los números de documento y nombre, pero no saben para que eran esos datos, ni tuvieron ninguna novedad al respecto. Una de las vecinas, al referirse a este trámite en La Plata señala que ella fue junto a personas del PJ y además un abogado de esa localidad que fue quien se encargó de llevar los papeles. Otra de las vecinas, que también hace mención a este procedimiento en La Plata, señala que la ayudaron con los papeles los militantes de JP Evita y que el proceso ya tiene media sanción.

?S, ya se fueron mi suegro y eso, pero viste que este asentamiento no est todava a nombre no s de qu, todava no est en la lista que estn diciendo? (Vecino 152) 
?S, s, se hizo todo, se hizo todo. [Cundo se empez a hacer el trmite?] Eso hace muchsimo, hace muchsimo, pngale ms o menos como siete, siete aos atrs, que empezaron con la tierra, y recin ahora estn en eso? [Y tuvieron algn resultado?] S, segn ellos se ganaron, ganaron la primera etapa, despus ahora estamos esperando? firmaron creo que los diputados, todas esas cosas, para ganar la tierra, o sea, tenan que venir los agrimensores a? pero hasta ahora no vinieron todava, pero ya est como para que vengan a medir y todas esas cosas. Ya pasaron muchas veces, a medir, a sacar fotos y todo, pero hasta ahora, hasta este momento no vinieron todava a medir la tierra ni? o sea que no dijeron nada todava.? (Vecino 148)
Los entrevistados en Soledad confirman en sus relatos que el acceso al terreno se realizó mayoritariamente mediante una toma, informada por parientes y/o vecinos, sólo algunos de ellos han comprado el terreno. En dos casos compraron un terreno con una pequeña casita, en los otros accedieron solo al terreno. Como ya se indicó, todos aluden a las malas condiciones del terreno al llegar, y ?Por medio de unas personas que nos dijeron, s, que haba una persona que ofreca un terreno, entonces vinimos y compramos, hablamos y compramos? (Vecino 145)a la construcción paulatina de la vivienda.

De todos los entrevistados ninguno tiene regularizada la tenencia de la tierra y/o de la vivienda, aunque todos indican –muy confusamente- que en algún momento empezaron a realizar trámites que dejaron truncos. En un solo caso se hace referencia a que continua efectivamente en el presente con los trámites.

De acuerdo a los datos de la oficina de catastro de la municipalidad de Lomas de Zamora, el predio en el que se asienta 17 de Marzo está registrado como tierra fiscal.

Por su parte, una de las entrevistadas manifestó encontrarse alquilando su vivienda en 17 de Marzo, debido a que la misma presenta graves problemas de humedad y ella padece tuberculosis.

La mayoría de los entrevistados expresa que no ha iniciado ningún trámite para intentar regularizar el dominio de la tierra. Muchos de ellos no disponen de tiempo para ello y hay diferentes versiones respecto de cómo están catalogadas las tierras donde se asientan, aunque pre?No, compr noms. No, creo que nadie tenemos, tengo un papel de compra y venta, pero no, no tenemos?. (Vecino 133)
?No tenemos papeles, nada? No, no, la puse a alquilar ahora porque es una ayuda ms para m, como yo ahora en estos momentos no puedo ir a trabajar?. (Vecino 129)
domina la idea de que son tierras fiscales.

Un solo vecino menciona que están registradas como “Barrio 17 de Marzo”. Todos delegan la realización y seguimiento del trámite -ya sea por falta de tiempo o desconocimiento de cómo proceder- a un matrimonio constituido como referentes del barrio ante la gran mayoría de los habitantes.

?El trmite empezamos a hacerlo desde el principio, har seis aos, y ahora hace como dos aos ms nosotros fuimos nuevamente, y bueno, estamos a la espera de que ellos nos llaman, porque supuestamente iban a venir aqu de vuelta obviamente? (Vecino 128)En lo que a los referentes respecta, expresan que iniciaron el trámite desde el momento posterior a la toma, que 17 de Marzo fue censado por el Programa Arraigo y que luego no se avanzó. La última vez que como representantes vecinales concurrieron a la Comisión Nacional de Tierras para el Hábitat Social “Padre Carlos Mujica” (ex Comisión Nacional de Tierra Social) fue hace ya dos años. A su vez, han obtenido un número de expediente y están a la espera de un llamado por parte de la Comisión. El principal obstáculo que mencionan para continuar con la dinamización del trámite es la falta de tiempo y de dinero para ello.